domingo, 20 de junio de 2010

Ja, ja ja


Hola querido lector:

Si es que existes, hoy quisiera contarte sobre mis pesadillas.
Últimamente no he parado de soñar con muertos y fantasmas; despierto, pienso que en mi casa no hay fantasmas y sigo durmiendo. El problema es que cuando vuelvo a soñar es otra pesadilla, esta vez tiene que ver con el Yorch, SIEMPRE. Que me caga, que va a tener un hijo con otra mujer, que me odia, etc, etc, etc. Y es terrible, porque cuando estoy durmiendo con él lo odio tanto y lloro tanto en mis sueños, que lo empiezo a empujar en vida real, mientras duermo. La orta vez fue tanto que despertó y con voz de pena dijo "Ñuñooo, ¿por qué me empujaaas??". Media dormida recuerdo haberme reído pero no lo abracé. Me di vuelta hacia el otro lado y él se encargó de hacerme la cusharita.
No recuerdo si ayer u hoy contaba esto, y la Pina me dijo que era terrible que le tuviera tanto miedo a que me engañaran. Mi mamá se reía de mi.
Quiero contarte además que el viernes un camión chocó a la camioneta roja Nissan Terrano de mi papá a eso de las doce del día. OHH, y yo no me enteré hasta que llegué a las nueve y media de la tarde, todavía flotando gracias a las atenciones que nos dimos con Linker y Gerson (jejeje), atontada por haber estado encerrada en la micro desde las ocho y cuarto a las nueve y media. Qué horrible taco.
Llegué a luchar contra un bajón que contemplaba no solo el pito, sino el hambre de todo el día, y me dicen que mi padre chocó. Me quise morir, pero está bien, no fue nada terrible y la Javis le dijo al papá que reposara por si acaso y que no tomara nada de analgésicos. Fui a saludarlo y lo vi más o menos bien. Ayer (porque ya es lunes) sí que estaba bien.
Hicimos un trato con la familia de no seguir celebrando los días de madre, padre e hijo. Pero por esta vez la mamá le regaló la subscripción a Le Monde Diplomatíc (no sé como se escribe) y el viejo fue muy feliz con su piyama sucio y guata enorme de haber tomado once el día anterior (porque todavía no desayunábamos, pero comió tanto que... bueno, no hace falta explicar nada).
Quiero contarte TAMBIÉN que hoy fue un día reconciliador para mis gatitos hermositos, pues la Milly obestíl dormía en mi cama cuando llegó Romeo obestíl y le empezó a limpiar su cabecita AYYYYYY FUE TAN TIERNO DESPUÉS SE QUEDARON DORMIDOS HACIENDO CUCHARITA COMO UNA PAREJA HUMANA! (en realidad la milly nunca despertó).
Otra cosa tierna es que nos reconciliamos con el Yorch.
Qué más?
Creo que nada.
Por el momento he terminado mi post.
Wenas noches, me acostaré a leer Orgullo y Prejuicio (L)

PS: mis sims están tan divertidos que quiero jugar ahora, pero si lo hago pasaré de largo hasta mañana o me dará un cortocircuito con el notebook :B

3 comentarios:

Mr. L Beer dijo...

querida escritora:

me ha parecido muy entretenido su comentario, cuanto me alegro su reconciliación con Don Jorge.
Lamentable el accidente de Don Masacrón, por suerte no paso algo más grave.

jajajaja amorrrrrrrrrrrrrr te amooooooooooooooooooo no te andes volando muuuuuuuuuuuuuuchooooooooooooo, mañana al fin te veo
1313

te amoooooooooo te adoroooooooooo

nikuri dijo...

ohjojojo desde ahora te leere siempre asi qeu debes avisarme cuando publiques :) ........
no sabia que te habian sucedido tantas cosas esta semana :O

Pina dijo...

a mi Goodbye Lenin me da pena y lloro.
Lloro con todo, no sé qué le pasa a mis ojos!