martes, 29 de marzo de 2011

Birth of a god

Buenas! Me encuentro muy activa escuchando una canción de Nobuo Uematsu, cuyo nombre está en el título de la entrada. La he escuchado como 3 veces a lo largo del día, y ahora siento buenas ganas de jugar FFVII, y seguro que lo haré.
EN fin, hoy trataré de no escribir tanto de mi... mentira, ya empecé.
Sucede que hoy en la clase de Peritaje Forense, nuestra seca profesora Juliana nos comentó que para quedarse en Chile preguntó en el servicio médico legal si es que le daban un trabajo de medio tiempo. Le dijeron que NO; es tan lamentable que no sea feliz sin hacer sus trabajos de antropóloga forense, que se larga de este sucio país que no da cabida a los antropólogos forenses. Pienso entonces que no estoy ni ahí con ser forense; de hecho, ya me había decidido un poco con respecto al tema del medio ambiente... ahora estoy totalmente decidida.
Por otra parte, me encantaría gestionar un viaje a Australia para realizar mi práctica profesional el año próximo año. Supongo que estaría bien considerarlo de tal modo que para fines del 2011 ya tenga un puto lugar donde irme. Luego se viene la tesis... y el mundo laboral. ¡Es tan emocionante!
Ya me da lata seguir escribiendo porque de verdad tengo muchas ganas de jugar FFVII, en vez de ver una película.
Buenas noches.

No hay comentarios.: