sábado, 31 de diciembre de 2011

Resumen de mierda para un año de mierda

Viajar en el auto/chatarroso de mi Nonno es tan horrendo, especialmente cuando se trata de estar sentados 6 horas en carretera de Concepción a Santiago. Tanto así, que llegando a la 1 y tanto am a La Florida, casa de CAFE, nos acostamos y el dolor corporal molesta más que el sueño. Por la mañana me estiro y me estiro, pero la espalda no parece querer mejorar su dolor.
Todo resulta molesto, a menos que no me levante en mucho rato. Y eso hice.
Tenía que pasar algo de tiempo con la cabeza para pensar bien en las preocupaciones, y ver si eran realmente preocupantes. Y sí, la verdad es que sigo preocupada, pero de una manera distinta de hoy por la mañana. Finalmente la solución está en un endiosado médico, lo cual es excelente porque al menos tiene solución.
Agregaré a esta entrada que este día es el ultimo de un pésimo año que al fin se acabará.
Resumiendo, el 2010, para mí y yo, solo yo y yo, fue una real y completa majestuosa MIERDA. Hubo felicidad en algún momento, obviamente, y además estuvo ese sentimiento de viajar, conocer lugares nuevos. Pero todo eso se vio aplastado y vomitadodiaerroso por lo que le continuó. No puedo decir que haya disfrutado mucho el sentimiento del viajero que conoce un nuevo país, pero eso está bien cuando pienso que ya vendrán nuevas oportunidades, así como nuevos destinos y nuevas personas. Hay tanto por conocer.
Y tanto por enterrar.
Soy de esas personas que tiene una gran casa en la cabeza. Tengo una gran casa porque la terraza es un lugar de constante excavación; la utilizo por su tierra tan fértil, para enterrar hechos desagradables del pasado. Y cuando termino de enterrarlos, siento que soy feliz hasta que me emborracho por abc motivo, y bajo a mi enorme sótano, donde a través de las vitrinas veo todo aquello que enterré. Por eso, puedo decir que entierro el pasado pero no puedo nunca jamás olvidarlo. Me resulta más fácil olvidar cosas buenas, que las malas. De las malas aprendo más rápido, y de igual modo me demoro. Creo que el sufrimiento TIENE que servir, o no podría soportar su existencia.
Hay muchas existencias que me parecen insoportables, pero nada puedo hacer al respecto. No iré por la vida destruyendo eucalyptus cuyas raíces seguirán creando lugares malditos, con seres malditos. No me refiero, así, a los árboles australianos gracias a los cuales existe el didjeridoo, ni tampoco a los que sean que estén plantados en los terrenos super forestales. Me refiero a árboles negros, que entregan frutos podridos y aunque se corten seguirán vivos, trayendo a este mundo más putrefacción y oscuridad.
No soy fan de la oscuridad, porque en ella vuelan grandes bichos que chocan por sorpresa contra nosotros, y me asustan, me hacen llorar y sentirme terriblemente afligida y agobiada por el contacto innecesario con seres que me aterran, no sé si más, pero quizá parecido, a los humanos que pareciera que tienen malas intenciones. Y la luz en la oscuridad, la carne, la sangre, los atrae. Eso más me asusta. Si lo que quieren es luz, la tienen todo el día. Pero los muy simpáticos no quieren calor, ¿no? En un incendio vuelan despavoridos por salvarse. Eso está bien, es un contexto de supervivencia.
Continuando con el 2010, este año, por lo malo que fue, me ayudó a comenzar a aprender sobre lo que me hizo mal. Mis errores, mi falta de fortaleza, quedaron advertidos en mi memoria, y son amuletos para mi memoria en mi sala de museo de mi gran casa cerebral.
Y ahora, en este momento, preciso y extraño, a las 2:20 am, acostada en el living, acosada por una mosca de mierda, me doy cuenta de que al año al cual me estoy refiriendo NO es el 2010, sino el 2011. Pensé cambiar el número de cuantas veces lo escribí, pero creo que sería hacer trampa en un momento de honestidad. Y eso no me agrada.
Pienso que puede haber una razón por la cual fusioné un año con otro; pienso en el terremoto, que sí fue el 2010, algo tan malo que pudo ser fusionado con el 2011. O quizás el 2011 fue tan malo como el 27 de febrero del 2010. Puede ser, también, que el 2011 haya sido tan pero tan tan TAN malo, que no sienta siquiera deseos de mencionarlo.
Y es que me sentí como un zombie. Creo en el apocalipsis zombie, porque una vez que se esfuma la felicidad, nos convertimos en seres aturdidos, tristes, deprimidos. No me refiero solo a la felicidad de pareja, me refiero más bien a que todos tenemos un pilar en alguna otra persona, todos quienes no somos antisociales y hemos encontrado alguna vez una importancia en otra persona que supera todo lo que solíamos conocer. Y que acaba en su debido momento; cuando lo hace de improviso no entrega tranquilidad, entrega inestabilidad, confusión, depresión. Eso, para mi, es un zombie.
Por supuesto, no todos se desvanecen por terminar una relación de pareja. Pero, insisto, no me refiero solo a la relación de pareja. Existen tantas otras relaciones entre humanos, que un apocalipsis zombie podría ser la pérdida de muchos varios millones de humanos. Y por cada muerte, quedan vivos. Ellos recuerdan y deben pasar por una etapa de zombie; algunos sobreviven, otros no.
Me cansé de escribir, esa mosca de mierda no me deja en paz. Hay demasiada intranquilidad como para continuar.
Adios, nos leemos el otro año!

PD: no hago reseña de las movilizaciones, porque mi blog no lo uso para esa mierda.

miércoles, 28 de diciembre de 2011

Normalidad/feliz

Tengo una tendencia a eNOJARME y publicar cosas en el blog, o bien estar muy trISTE, y hacer lo mismo. Debiera agregar a la tendencia el estado de feLICIDAD. Sé que no siempre se puede ser feliz, pero a veces cuando una está entera y del todo completamente NORMAL (lo cual no es ni triste ni feliz) por lo general se toma de un punto de vista del prisma de la felicidad, todo lo que pase que sea igualmente NORMAL, y de ahí se pasa algo FELIZ, entonces una adopta el estado FELICIDAD, pero si pasara en vez de algo feliz, algo TRISTE, se adopta el estado de TRISTEZA.
Hoy ando normal, aunque me despierto débil desde la mañana pasada. No hay absolutamente NADA para cocinar, así que esperaré a la Pines para conversar el tema, o bien la llamaré y le diré que almuerce en otro lugar. Yo creo que me depilaré y me iré a la casa de JZ, pues me invitó y me dijo que mi suegra dice que nunca la voy a ver, lo cual cada cierto tiempo es cierto (porque jz nunca me invita, piensa que tengo que llegar sola o aparecer de la nada). Así que aprovecharé de llevarle el magneto de sushi para su refrigerador.
Pero debo depilarme SÍ o Sí, PARA PODER BAÑARME EN LA PISCINA EN EL CAJÓN YUPIII!
Y también quiero convencer a JZ de que no de la prueba de lingüística para que vaya con nosotros :)
Pero no sé qué pasará con respecto a eso!
En fin, me despido!
(recién está pasando la basura, y la saqué a las 9 de la mañana!)

martes, 27 de diciembre de 2011

soportar lo insoportable

ahora hablaré de SOPORTAR
porque una vez también me dijeron
que soy insoportable
así que le pido a esas personas
que me expliquen cómo
cómo chucha y crestamadre
llegaron a soportarme,
porque si no aprendo ahora
a soportar lo insoportable
explotaré.
ya que no me resulta escapar,
mi única salida
es explotar.

y quiero dejar de ser una amargada.

Insoportables

Empiezo a pensar,
seriamente...
que no debería seguir así,
soportando.
lo que me hace mal,
más mal,
ultra mal,
es estar en un ambiente insoportable
y salir con un hombre que se volvió insoportable.
por qué es tan difícil irse de una vez?
por qué le cuesta ser honesto conmigo?
por qué prefiere los problemas,
a la felicidad?
por qué me someto a aquéllo que me hace mal?
más justo para mí sería largarme
donde nunca jamás pudieran encontrarme
ni el ambiente,
ni el hombre,
INSOPORTABLES!

sábado, 24 de diciembre de 2011

Ebriedad

Anoche fue el cumpleaños número 80 de mi nonno. La pasé bien, pero se me ocurrió tomar mucho whisky y además fumar marihuana. Fue un gran error porque la cabeza me dio tantas vueltas que mi unica solución fue tirarme en la cama de mi primito Tomás, quedarme profundamente dormida y vomitar sin siquiera haberme dado cuenta. Y qué peligroso es eso; por un momento creí haberlo soñado, pero al mirar abajo pude ver la realidad de mi vómito morado con pedazos de ciruela y carne. Mmmmm!
El olor y el calor; el dolor de cabeza y la deshidratación, hicieron que me levantara y limpiase mi porquería de vómito. No fue algo muy desagradable, aunque recuerdo no haber respirado -casi- para no sentir el olor y vomitar de nuevo. Desperté temprano.
Luego de arreglar mi cochinada, vine a la casa grande de los Peralta, y estaba la Javis despierta. Nos quedamos conversando acostadas, luego desayunamos, ella se puso a dormir. Unos segundos antes de que sonara mi teléfono -J.Z.- mi estómago se revolvió tanto que creí que explotaría mi apéndice. Menos mal que no fue así, o ahora estaría hospitalizada, y eso sería muy desagradable porque tengo que volver mañana a Concepción. Así que hablé con mi enamorado, de nuevo, porque antes cuando me había levantado lo llamé para contarle que estaba triste por haber vomitado y ser una ebria de mierda. Me aconsejó que durmiera para que se fuera la resaca.
Intenté hacerle caso. Me acosté en todas partes para poder dormir, pero no lo pude lograr. Y mientras los viejos estaban en el supermercado, me acosté con la Amanda a ver tele, luego llegaron mis hermanas, la Pina se fue a estudiar -algo que también debiera hacer-, la Javis se quedó dormida, la Amanda se fue a bañar en la piscina. Mientras veía mi pobre angelito 2 -y qué fome se pone cuando empieza el golpeteo contra los bad guys- no pude dormir.
Llegaron los viejos, almorzamos un ceviche muy bueno con unos cosos con palmitos y queso, ÑAM, empecé a tomar mucha coca-cola y renací.
Todavía siento los malestares del alcohol, pero ya es de lo más soportable. Porque incluso me entró hambre.
Por último, quiero desearle una feliz navidad a quien lea esta entrada, y agregar que extraño mucho a J.Z. y me lo quiero violar cuanto antes.
Cambio y fuera.
Luego editaré con una foto de este fin de semana.

domingo, 18 de diciembre de 2011

80 entradas en 2011

Esta entrada es unicamente para superar las entradas del 2009! jajaja!
Mientras vaya superando las entradas de años anteriores (por muy desfasados que sean), luego habrá una documentación más detallada de mi vida, y de la de quienes me rodean. Ya van 6 años durante los cuales me ha acompañado el blog, así que debo cuidarlo cada vez que lo abro. Aunque estas ultimas entradas no han tenido mucha calidad que digamos... eso no importa, joder.

nada de neuvo del de nuevo

Hola de nuevo.
No he atravesado muchos días desde la ultima vez que escribí, pero de todos modos me siento contenta porque el período de felicidad continúa invicto! salvo algunos problemas súper menores y prescindibles, todo marcha viento en popa!
mañana es el cumpleaños de mi hermosa madre, y queire que le reglae una pintura. lo haré, obviamente, pero no creo que pueda entregársela mañana porque todavía no la empiezo. Aunque he tenido ganas de pintar un gatito blanco, no sé si sea bueno para mi madre. De todos modos lo haré, y si le gusta será para ella. Así que cuando termine de pasar la materia de molecular, pondré manos a la obra con el gatito.
Cambiando de tema, Pines está castigando a su esclavo por haberse puesto tan insultón y mala onda, lo cual celebro mucho siempre y cuando no caiga en volver a hablar con él muy luego, pues de este modo quizás aprenda a valorarla y dejar de ser un imbécil egocéntrico. Hablo de la voz de la experiencia, pues yo he tenido que aprender tras años y muchas peleas desagradables, pero confío en que mientras hay amor <3 todo es superable!
Porque sin optimismo somos masas depresivas, y para qué ser una masa depresiva si no tengo razones para serlo?
Bueno, continuaré el estudio, aunque me dormí a las 530 am y desperté a las 1130 tras dejar sonar mucho rato las alarmas. si continuaba durmiendo hasta las 3 de la tarde, se daría vuelta mi sueño como antes, y no tengo ganas de que eso suceda... no en plenas clases y con prueba el martes!!!!!!
aaaaaaaahhhhhhhhhhhhh!

martes, 13 de diciembre de 2011

Me encantan los periodos de felicidad, aunque haga calor y tenga que ir a clases, y los pascueros no sean tan ricos como años anteriores.
Estamos a 13 de diciembre; creo que no superaré la meta de escribir tanto o más como en el 2009, pero no importa.

lunes, 5 de diciembre de 2011

Cambio

Ultimamente me he dado cuenta de la importancia que tiene la confianza dentro de una pareja. Es sobre lo que se basa esa situación de estar en una especie de compromiso no tan letal como el matrimonio, pero sí super feliz y carpe diem. Es cierto lo que me dijo Linker, que si no le entrego mi confianza entonces no lo habré perdonado de verdad; es por eso que decidí hacerlo, y dejar de llenar mi cabeza con estupideces que trae la desconfianza. Finalmente, si decidí volver a darle una oportunidad, lo haré en serio, y como lo merece cualquier persona que las haya cagado y luego quiera demostrar corrección en sus actos cagados. Así que continuaré viviendo mi vida, feliz, junto a él, sin preocuparme de lo que no ha pasado.
Y si pasa algo, ya sabré superarlo.
:)

jueves, 1 de diciembre de 2011

Odio

De nuevo me siento como la mierda porque mi pseudo-pareja no tiene interés en juntarse conmigo. Se ha portado mal conmigo. No sé si se está vengando o descansando, o si está tirando ahora con otra mujer. El punto es que me siento como las huea y nada cambiará eso.
Gracias por tratarme mal.
Te aborrezco.